6 jul. 2019

Centrémonos

A ver.  La idea es la siguiente:

hace como muchos meses, y creo que sería más adecuado decir años, que no escribo ni una mierda. Pienso y llego a la conclusión de que los cambios que ha habido en mi vida los últimos muchos meses (años) han impedido que

mi pasión ( no, creo que mi pasión es el fútbol),
mi afición ( no , aquí  debería poner música y lectura)
mi talento ( me da la risa)
mi esencia (llamémosla así)

han impedido que mi esencia se haya desarrollado como a mí me habría gustado, es decir, a su ritmo, que debería ser más constante. Mantener un ritmo constante en la escritura es complicado, y más para mí, que ocupo más de medio día en lo que se conoce como trabajo:

despertarme a las cinco quince
café y cigarro, ducha, hacer bocata y comida de tupper
salir a a las seis diez de casa
conducir hasta las seis cincuenta
desayunar en el coche
fumar con un café de termo en el coche
mirar el móvil, o leer o escuchar un podcast hasta las 7 : 30 si entro a las 8
mirar el móvil, o leer o escuchar un podcast hasta las 8 : 30 si entro a las 9
trabajar hasta las diecisiete quince si entro a las ocho
trabajar hasta las diecisiete cincuenta y cinco si entro a las nueve
conducir de una a dos horas, salga a la hora que salga, hasta volver a casa, dependiendo del tráfico

A toda esa mierda de vida sumadle que, desde hace poco más de cuatro años, comparto mi vida con otra persona; el tiempo, ese bien más preciado que el dinero, se me ha ido escurriendo entre todas las mierdas de vida que componen mi vida.

Así que, después de analizar con la testosterona que pueda fabricar un cuerpo como el mío, he llegado a la conclusión de reunir mis mejores cuentos en un libreto o como queráis llamarlo, porque mi cabecita parece decirme que hasta que no acabe una cosa no podré empezar la que tiene que llegar,

Han sido años duros para mi creatividad, encerrada en esta cabeza desorientada, pero hemos llegado a la conclusión de que la solución más efectiva será la que he expuesto en el párrafo anterior.

Ya tengo la selección hecha y, al igual que hice con el libro de poemas, repartiré copias a la gente que es muy importante en mi vida creativa. Si alguien no importante en mi vida creativa quiere copia sólo tiene que pedírmela por los cauces que considere oportunos.  Ya sabéis quién soy y ya sabéis cómo podéis contactar conmigo. Si eres importante en esta vida que forma parte de mi vida me he encargado de dejar una puerta abierta desde algún lugar del mundo.

Es muy importante para mi bienestar escribir. Si no escribo me muero lentamente y sin gracia, y no quiero morir así, no hay forma más violenta que esa.

Popi